Entró en funcionamiento el primer casino de Pensilvania

187Los ansiosos jugadores esperaron durante largas horas en la intemperie y bajo la lluvia para ingresar a las flamantes instalaciones del primer casino de Pensilvania. Este centro de juego y apuestas abre finalmente sus puertas cuando ya se cumplieron los dos años de que los legisladores autorizaran el juego.

Una gran cantidad de apostadores llegó temprano el día de la inauguración atraídos por la novedad y la practicidad de poder jugar a toda hora legalmente en Pensilvania. Ellos invadieron prácticamente el establecimiento y en menos de 10 minutos habían ocupado ya las 1.100 tragamonedas del casino.

La Tribu de Nativos de Connecticut invirtió 70 millones de dólares en una sala de juego de dos pisos, un bar y un centro de comida con tres restaurantes. Este casino no está a la altura del lujo y de la elegancia de los casinos de Las Vegas o de Atlantic City, pero esto poco les importa a los jugadores.

La tribu ya tiene planeada una segunda fase de desarrollo para el casino, la cual duplicará la cantidad de máquinas tragamonedas e incluirá además negocios comerciales, un club nocturno y otros entretenimientos.